InakiLancelot
  Obediencia
 

BRSHIT

Obediencia
Director: Jamie Jones
Nacionalidad: Reino Unido
Intérpretes: Marcus Rutherford, Sophie Kennedy Clark, Sam Gittins, T’nya Miller, James Atwell
Estreno: 22/2/19

Película sobre los bajos fondos londinenses. Sobre la falta de esperanza de una población joven, en explosiva mixtura con su arrebato juvenil. Toneladas de arrojo, vehemencia y temeridad en quienes habrían de comerse el mundo si no les resultara ajeno.

Centrada en los sucesos del barrio de Tottenham de 2011, de la pantalla se desprende el calor de aquel agosto. Cuando el movimiento Occupy Wall Street de Nueva York. Sólo un par de meses posterior a la acampada en la puerta del Sol del pionero 15M español.

En el núcleo de la historia, una nueva revisión del mito de Enrique IV, desmenuzado por W. Shakespeare. El pobre sumido en una sociedad clasista, atado fatalmente a un mal destino insoslayable. El flirteo con lo underground de un elegido por la fortuna social. La ilusión fugaz del amor entre ambos. El choque contra la realidad del mendigo. El repudio del príncipe a la rana.

Un relato rodado con poca luz, mucho ruido de algaradas y discusiones. Que se detiene para fijar nuestra mirada en los colchones sobre el suelo de una casa okupada o en los escudos de los antidisturbios. En la porra del agente policial, momentos antes de impactar, momentos después.

De fondo, un relato familiar repulsivo. Una madre consciente demasiado tarde de no ser conveniente para su vástago. Violencia y malos tratos perpetrados por bestias desnortadas. Adolescentes sin referentes, sin apoyos ni calor, que liberan su ira volcánicamente. Sin explicación aparente, si uno no se informa.

Quizá la última película británica que podamos reseñar antes del Brexit. Heredera de una tradición de cine social que ahonda en lo familiar y muestra una sociedad en preocupante deriva. Ya no es sólo la degradación laboral de Ken Loach en Riff Raff o En un mundo libre. Es también el desastre familiar de Fish tank o el auge de las bandas de Glasgow en Neds.

Es una crisis económica que arrasa los negocios familiares y reduce el mercado laboral. Son las llamadas a la uniformidad irreflexiva. “Recuerda tus raíces” le exigen al personaje cuando este parece escapar al determinismo social.

Cuando el autor nos da un respiro y disfrutamos del vuelo en V de una escuadra de grullas. Junto a un protagonista que hincha sus pulmones, deleitado por una joven melena rubia ondeante.

Me ha encantado la llegada de este film emparentado con tantos referentes de su nacionalidad. También con los Colegas de nuestro cine quinqui. Con aquel fantástico My own prívate Idaho de Gus Van Sant, Keanu Reeves y River Phoenix. Con la intensísima historia que protagonizaron Antonio Banderas, Paco Rabal y Emma Suárez que se llamó La blanca paloma. Se sale del cine diferente a cómo uno entró.

Inaki Lancelot

 
  ¡Hoy había/n 95 visitantesen ésta página!  
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=