InakiLancelot
  Mia y el león blanco
 

A VEINTE AÑOS DE LA EXTINCIÓN

Mia y el león blanco

Director: Gilles de Maistre
Nacionalidad: Francia
Intérpretes: Thor y Neige (leones), Daniah De Villiers, Langley Kirkwood, Mélanie Laurent, Ryan Mac Lennan Lionel Newton, Lillian Dube, Brandon Auret
Estreno: 12/4/19


Relato dirigido al público infantil que alerta sobre la inminente desaparición del emblemático león. 

Incide primero en la reducción de su hábitat debido a la actividad humana. Denunciando, en una escena fundamental en el relato, cómo el área de sabana ha quedado cercada por un pantagruélico centro comercial. Y trazando un paradójico paralelismo entre dicha reserva natural y la cárcel que habitó Mandela en la misma Sudáfrica. 

Pero el afán de concienciación va más allá y revela cómo la admiración que despierta el rey de la selva se ha vuelto en su contra. Y lo ha convertido en deseada reliquia. Estableciéndose una cadena comercial formada por falsos protectores que en realidad funcionan a modo de vivero, para surtir de leones que serán abatidos. Y los ejecutores serán ridículos urbanitas enriquecidos que dedican una parte de su excesivo capital a inmolar torpemente frente a un paredón a un gran felino anestesiado para la ocasión. El cual requerirá una suerte de descabello ante la incapacidad no sólo emocional del malhadado. 

Esta impresionante denuncia cuenta con mecenas que anteponen su nombre (alguna marca de relojes de lujo, algún monarca) a cualquier otro (director, actores) en los créditos iniciales de la película. Y la grandeza del director es que, entre secuencias de gran impacto emocional, elabora una película totalmente accesible para tiernos niños que aman a los animales. Al mismo tiempo que revela datos sumamente desalentadores e inasumibles, como la involución en el número de leones. Doscientos cincuenta mil hace cien años. Hoy veinte mil. Previsible extinción en veinte años. 

Un logro más es cómo el león parece un personaje que evoluciona, y son las personas los secundarios que acompañan (y en el debe, sin crecer). 

En esta fábula de amor a la naturaleza, en línea con la española El olivo, cuyo rodaje (de tres años) tuvo que ser una prueba de gran capacidad, donde los leones son todos reales y se mezclan con las personas con gran afectuosidad. Si supieran… 

Inaki Lancelot

 
  ¡Hoy había/n 1 visitantesen ésta página!  
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=